Trabajo collectivo

Trabajando en Colectivos de Mujeres

– de Viva Nuestra Historia: Libro de Historia de la Organización de Mujeres Zapatistas “Compañera Lucha”

Organizándonos en los trabajos colectivos es donde empezamos a entender que tenemos derechos como mujeres.

Cuando empezábamos a organizar los trabajos colectivos hace muchos años, formamos los colectivos con nuestro propio dinero, dimos cooperaciones entre nosotras para empezar los primeros colectivos de mujeres. Cuando empezamos un trabajo colectivo, primero platicamos entre las mujeres de que trabajo queremos hacer. Nosotras estamos organizadas en diferentes trabajos colectivos, por ejemplo hortalizas, panaderías y colectivos de gallinas. Cada colectivo tiene sus encargadas. Todas las mujeres participan, las muchachas y las mujeres casadas.

Siempre echamos ganas para trabajar bien juntas. Estamos contentas con el trabajo colectivo, pensamos que es bueno para las mujeres y para la comunidad. Trabajando en colectivo queremos apoyarnos, y ayudar al pueblo. Se ve que estamos organizadas, unidas, y con fuerza. Algunos colectivos ya tienen un fondito y pueden sacar dinero para los pasajes de las compañeras. Es importante pagar los pasajes a las reuniones y los encuentros para que las mujeres participemos.

La vida de la mujer indígena es muy difícil porque hay mucho trabajo; tenemos vergüenza, miedo y pena; no sabemos leer ni escribir. Pero por eso hay que hacer el esfuerzo para participar. Participando en los trabajos colectivos empezamos a perder el miedo y aprendemos a hablar.

Ahora sabemos que tenemos derechos como mujeres. Antes nuestros compañeros nos regañaban y no nos dejaban salir. Ahora ya no, ya tenemos nuestros derechos. Valoramos nuestro trabajo y nuestra participación como mujeres, y los hombres nos respetan.

Muchas comunidades ya tienen sus colectivos de mujeres, pero hay que hacer el esfuerzo para avanzar más. Podemos echarle ganas en diferentes trabajos colectivos. Podemos seguir adelante.